WAKOLDA (El médico alemán) (Dir. Lucía Puenzo), por Yolanda Aguas

foto-wakolda-5-177images (7)

Acaba de estrenarse en las salas de cine de España una película que vimos hace unas semanas en la sección Horizontes Latinos de la 61 edición del Festival Internacional de Cine de San Sebastián:  Wakolda (El médico alemán) de Lucía Puenzo.

Escritora y directora de cine nacida en Buenos Aires en 1976, su primera película “XXY”, ganó el Gran Premio de la Crítica en Cannes (2007), un Goya a la Mejor Película Extranjera, más de veinte premios internacionales y formó parte de la programación del prestigioso Ciclo New Directors New Films del MOMA de Nueva York.

Su segunda película “El niño pez” abrió la sección Panorama del Festival de Berlín (2009) y ganó premios en España, Rumania, Torino y Tokio. Además fue parte de la selección oficial de Tribeca y La Habana, entre otros festivales. Del 2004 al 2011 publicó las novelas El niño pez, 9 minutos, La maldición de Jacinta Pichimahuida, La furia de la langosta y Wakolda. En el 2010 fue elegida por la prestigiosa revista literaria GRANTA como una de los 20 escritores jóvenes más importantes de la lengua española. Becaria de la Cinefondation del Festival de Cannes en el 2005 y jurado en numerosos concursos nacionales e internacionales de cine y literatura.

Una familia argentina conoce en la Patagonia a un médico alemán que se presenta bajo el nombre de Helmut Gregor (Àlex Brendemühl) y se muestra fascinado por la “belleza perfecta” de Lilith (Florencia Bado), la hija de doce años que, por un problema hormonal, no ha crecido lo suficiente para su edad. Los padres, Eva (Natalia Oreiro) y Enzo (Diego Peretti), quedan a su vez seducidos por el carisma y los conocimientos del doctor Gregor, y aceptan que le aplique a la niña un tratamiento que le permita alcanzar su estatura normal.

Con este argumento de thriller, Lucía Puenzo aborda la figura del médico nazi Josef Megele, el Ángel de la Muerte de Auschwitz, célebre por sus bárbaros experimentos científicos, de quien se sabe que vivió clandestinamente en Argentina entre 1949 y 1961 y ficcionaliza sobre sus terribles experimentos genéticos. “La esencia de su ideología consistía en aspirar a la perfección biológica y a destruir todo aquello que podía alejarlo de ella”, ha dicho Puezo sobre su película y refiriéndose a Mengele. “Esa visión biomédica se situaba en el corazón del movimiento nazi, independientemente del contexto de la guerra”. 

wakolda20images (6)

Wakolda, es una coproducción argentino-española con apoyo de Ibermedia y cuyo título alude a la fabricación de muñecas de porcelana.

Lo mejor de la película es la gran interpretación de Àlex Brendemühl, junto a quién vimos la película en la proyección de la tarde en el Kursaal 2 del pasado 61 Zinemaldia.  Gran actor al que hemos visto en trabajos muy importantes, por ejemplo el profesor de la película de Cesc Gay “En la ciudad”, y que aquí realiza una composición admirable del criminal nazi.

Sin embargo, hay algo en el guión y en algunos momentos claves de su puesta en escena de que no terminan de convencernos.  El personaje de la espía israelí trabaja con “demasiada facilidad” alrededor de un criminal que seguro contaba con grandes protocolos nazis de seguridad.  El modo en que ella oculta las pruebas reunidas en torno a la figura del supuesto honrado médico en Argentina, etc…

Naturalmente que podemos seguir la historia sin dificultad, pero esto sucede porque conocemos perfectamente todo lo que sucedió con los dirigentes nazis exiliados y ocultos por el mundo tras la segunda Guerra Mundial.  De otro modo, quedarían importantes lagunas de comprensión en esta historia.

Existe otra “historia paralela” en la película, y que es la que narra el proceso de creación de la fábrica de muñecas (que da origen al nombre de la película, antes novela de la misma Puenzo), es el caso más emblemático de ello. Supongo que está puesta ahí para decirnos algo en relación a la búsqueda de la perfección que perseguían los nazis y en especial el Dr. Mengele. Uno podría extirparle de raíz todas las escenas referidas a ese tema y la película no se resentiría (más); todo lo contrario, mejoraría en condensación y en un mejor dibujo del personaje que interpreta (tan genial como siempre) el gran actor argentino Diego Peretti.

images (8)images (11)

Con todo, y a pesar de las incomprensiones antes señaladas, Wakolda es una interesante película.  Técnicamente muy bien filmada, y que cuenta con una magnífica fotografía que se recrea en los impresionantes paisajes argentinos.

*********************************************************************************************

NOTA: Las fotografías insertadas en este post son propiedad de sus autores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s