NORMA ALEANDRO (Una persona muy querida), por Yolanda Aguas

images (10)images (6)

Es una persona muy querida.  No sé si este artículo será leído por la Sra. Aleandro y desconozco si le agradará o no.  Lo cierto es que cuando pensaba en el título para él, dudé en elegir uno que hiciera referencia a su persona o a su dimensión como actriz.

Opté por la primera opción.

Creo que también la propia María Callas – a quien Norma Aleandro da vida estos días en su gira por España con Master Class – hubiera preferido ser más querida como persona y no ser tan admirada e idolatrada como artista.

Ojalá pueda preguntárselo en unos días, cuando ella visite nuestro Teatro Principal de Zaragoza.  Ojalá…

A lo largo de sus espléndidos 77 años, Norma Aleandro ha tenido un sinfín de vivencias –intensas, valientes y, en varias ocasiones, peligrosas – que la obligaron a exiliarse en nuestro país durante unos años.  Vive rodeada de amor, por su familia, amigos y compañeros de profesión. Renunció a Hollywood y a trabajar más en Europa para seguir estando cerca de su familia en Argentina.  A ellos, a su familia, les hace regalos y siempre está pendiente de sus cosas.

Todos la adoran (entendiendo adoración como amor sincero e incondicional).  Todos ellos destacan de ella su maravilloso carácter, su alegría (sabe contar chistes magistralmente), su sencillez y su compromiso con todo aquello que ama: su país, sus amigos, su trabajo… 

Sus amigos de profesión se deshacen en elogios hacia ella:

Mercedes Morán, su compañera en la obra “Agosto” Tracy Letts, en su montaje argentino, dice de ella: “trabajar con ella fue más importante que ganar un premio importante. La amé en el escenario porque con sólo mirarme me convertía en su hija. <<Agosto>> me permitió acercarme, disfrutarla, admirarla, aprender y conocer a la niña que conserva intacta, como sólo las grandes saben hacerlo”.

Cuando sus compañeros hablan de ella a veces mezclan sus grandes virtudes como ser humano y el respeto que despierta como actriz (una de las mejores del mundo).  Dicen que es casi imposible definirla.

Alfredo Alcón (el gran actor argentino, inolvidable su Rey Lear con el Centro Dramático Nacional de España) dice que le gustaría ser poeta para poder reunir las palabras que la describan. “Me quedo tonto con las palabras. Ella es de todas las maneras posibles como amiga, como actriz. Es una aventura conocerla. Su intensidad, su sutileza, su inteligencia”enumera quien fue su pareja y, ahora, un gran amigo.

220px-Guemes1971images (5)

A Ricardo Darín le sucede lo mismo: “Es muy difícil hablar de ella. Es un privilegio que tenemos. Su energía, su sentido del humor. Es muy precisa trabajando. Tan inteligente, tan observadora. La pieza encaja en el lugar donde va cuando ella aparece. Todos estamos enamorados de Norma”.

Hija de Pedro Aleandro y de María Luisa Robledo, la primera vez que pisó las tablas tenía sólo trece años y su abuela la llevó al teatro a ver a sus padres. Como estaba enferma la actriz de 11 años que trabajaba en la obra, encontraron en Normita una perfecta suplente. Norma Aleandro recuerda con nitidez el vestido feo, las alpargatas sucias que le quedaban demasiado grandes y las trenzas que se le impusieron a su peina habitual.

Unos minutos más tarde y arriba del escenario, empezaría lo que podría haberse convertido en un trauma. Encontró que sus padres se peleaban con palabras horrendas, que nunca había escuchado. Él la alzaba e intentaba tirarla por la ventana recortada de la escenografía pintada. Su madre, inmóvil, hacía de muerta tirada en el suelo. “No abrió ni un ojo; ni un guiño me hizo. Tan buena actriz era.” Norma, con tan sólo trece años, vivió toda la escena como real, entre lágrimas y chillidos, que la convirtieron en una actriz de éxito instantáneo. Allí escuchó por primera vez los aplausos desde aquel lugar negro y oscuro que luego conocería de memoria y le daría tantas alegrías: el escenario.

Desde entonces hasta hoy día, Norma Aleandro ha demostrado su talento como actriz, guionista, directora de cine y teatro.

Ha obtenido innumerables premios por sus grandes interpretaciones en cine y teatro: La historia oficial, Sol de Otoño, El hijo de la novia, Cama adentro…  y todas las películas que rodó con Leopoldo Torres Nilson…

camaadentro_02descarga (5)

Destacamos de forma especial:

1995 Mejor actriz en el Festival de Cannes por “La historia oficial”

1996 Concha de Plata Mejor actriz en el Festival Internacional de Cine de San Sebastián por “Sol de otoño”.

images (8)images (4)descarga (4)

Sin embargo, y a pesar de todos los premios que no podemos enumerar porque son muchos, creo que ella nunca ha olvidado sus orígenes. Nació en 1936 en un hogar humilde, en el 400 de la Avenida de Mayo, Buenos Aires. En una buhardilla, en lo alto de una de esas construcciones de fines del siglo XIX, se oyeron los primeros llantos de Norma Aleandro. Criada por su abuela Pepita, ya que sus padres actores, Pedro Aleandro y María Luisa Robledo, salían en largas giras para mantener la economía familiar, tuvo una infancia dura. Junto a su hermana, la actriz María Vaner, vivían en un hogar donde no faltaba la comida pero no tenían para excesos o vacaciones.

Su abuela (española), nació también en un hogar humilde y rústico de Arévalo, en el norte de la provincia española de Ávila, en el campo y con la desdichada ascendencia de familia de mujeres solas, creció Pepita. De muy jovencita se fue con su madre y su hermana a trabajar en el servicio doméstico en Madrid. Y llegó a trabajar como cocinera en familias de la nobleza española.

Sin duda, toda esta historia familiar imprimió carácter a la joven Norma Aleandro.  Ella se define como una mujer fuerte (que no dura) por las experiencias que ha tenido que superar.

Ahora tenemos el privilegio de tenerla de nuevo entre nosotros.  Está de gira por España con su Máster Class, interpretando a otra mujer sublime: María Callas.

Ambas conviven en el escenario para deleite de todos los espectadores.

Bienvenida, querida Norma, bienvenida…

********************************************************************************************

Nota: Las fotografías insertadas en este post son propiedad de sus autores.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s